Feasts & Fasts

A | B | C | D | E | F | G | H | I | J | K | L | M | N | Ó | P | Q | R | S | T | Ú | V | W

Dios, cuyos brazos eternos sostienen el universo: Te damos gracias por mover el corazón de Lillian Trasher a la hospitalidad heroica en beneficio de las niñas y niños huérfanos en gran necesidad, y oramos para que también podamos encontrar nuestros corazones despiertos y nuestra compasión conmovida para el cuidado de tus pequeños, por el ejemplo de nuestro Salvador Jesucristo y por la energía de tu Espíritu Santo, que se expanden sobre el mundo como una madre sobre sus hijos; que viven y reinan contigo, un solo Dios, por los siglos de los siglos. Amén.

Dios todopoderoso, que escogiste al diácono Lorenzo para que te sirviera con obras de caridad y le honraste con la corona del martirio, concédenos que siguiendo su ejemplo, cumplamos los mandamientos defendiendo y apoyando a los pobres, y amándote a ti de todo corazón; por Jesucristo nuestro Señor, que vive y reina contigo y el Espíritu Santo, un solo Dios, por los siglos de los siglos. Amén.

Santo Dios, que inspiraste a los capellanes del Dorchester a ser modelos de inconmovible amor sacrificial en la hora trágica y terrible: Ayúdanos a seguir su ejemplo, que su valiente ministerio pueda inspirar a los capellanes y a todos los que sirven, a reconocer tu presencia en medio del peligro; por medio de Jesucristo nuestro Salvador, que vive y reina contigo y el Espíritu Santo, un solo Dios, por los siglos de los siglos. Amén.

Dios de la alianza y Señor del éxodo, de la mano de Moisés libertaste de la cruel esclavitud a tu pueblo elegido: Te damos gracias por Raúl Wallenberg y por todos los gentiles justos, que con compasión, coraje e ingenio rescataron a miles de tus hijos de la muerte segura. Haz que, en el poder de tu Espíritu, podamos proteger a los inocentes de todas las razas y credos en el Nombre de Jesucristo, fuerte Libertador de todos nosotros; que contigo y el Espíritu Santo vive y reina, un solo Dios, ahora y por nunca. Amén.

Oh Dios, Padre nuestro, fuente de fortaleza para todos los santos, que llevaste a los santos mártires de Japón por medio del sufrimiento de la cruz a los goces de la vida eterna, otórganos que, animados por su ejemplo, mantengamos la fe que profesamos, incluso hasta la misma muerte; por Jesucristo nuestro Señor, que vive y reina contigo y el Espíritu Santo, un solo Dios, por los siglos de los siglos. Amén.

Oh Dios, por tu providencia, la sangre de los mártires se convierte en la semilla de la Iglesia, concede que los que recordamos ante ti a los benditos mártires de Uganda, como ellos, mantengamos firme la fe en Jesucristo, a quien obedecieron hasta la muerte, y por cuyo sacrificio se logró una cosecha abundante; por Jesucristo nuestro Señor, que vive y reina contigo y el Espíritu Santo, un solo Dios, por los siglos de los siglos. Amén.

Dios todopoderoso, Padre celestial, recordamos hoy con agradecimiento a los padres de la bienaventurada Virgen María, y rogamos para que un día todos seamos uno en la familia celestial de tu hijo nuestro Señor Jesucristo; que contigo y el Espíritu Santo vive y reina, un solo Dios, por los siglos de los siglos. Amén.

Oh Dios, que enviaste a tu Hijo a predicar la paz a los que están lejos y los que están cerca: te bendecimos por los misioneros de la Iglesia Episcopal y los primeros que respondieron a su mensaje, uniéndose todos para establecer la Iglesia Episcopal Anglicana de Brasil; y te pedimos que nosotros, al igual que ellos, podamos estar listos para predicar a Cristo crucificado y resucitado, para así fomentar y apoyar a aquellos que comienzan nuevas misiones en su Nombre; que vive y reina contigo y el Espíritu Santo, un solo Dios, ahora y por siempre. Amén.

Pages