Estudio Bíblico: Viernes Santo - 19 de abril de 2019

April 19, 2019

Isaías 52: 13-53: 12

Jesús fue quebrantado y magullado, levantado y crucificado, un rey que vino a servir a la humanidad. Este es un evento tan sorprendente como uno se puede imaginar y fue profetizado por el profeta Isaías en la lectura del Antiguo Testamento de hoy. ¿Se han sobresaltado las naciones? Creo que sí, una y otra vez. El poder de la crucifixión habla directamente a los corazones de los que están desfigurados más allá de la apariencia humana, a personas que siempre han cargado con el costo necesario para mantener a los demás en un consuelo que niega la vida. Siempre es sorprendente presenciar la manera en que los cristianos han sido testigos de su fe a lo largo de los siglos, dispuestos a morir por los más débiles que ellos mismos, al modelar sus vidas según el ejemplo de Cristo.

Isaías profetizó la venida de Cristo en todo detalle. Él en “su aspecto no tenía nada atrayente”. Sería alguien a quien pudiéramos fácilmente despreciar para tener la opción de amarlo libremente y seguirlo. Un hombre de paradoja, que cruzó los límites que nos separan de la eternidad sin fin de Dios para vivir en un tiempo y lugar específicos, cumpliendo la promesa de Dios a su pueblo. Estar con nosotros, y dentro de nosotros, todos nosotros. A pesar de la invitación a vivir en su plenitud, seguimos buscando la desunión, enfrentándonos los unos a los otros por el placer breve y pasajero de estar en lo cierto acerca de las cosas que Jesús ya ha puesto al revés.

  • ¿Con qué debilidades carga usted? ¿Qué le costaría entregárselas a Jesús?
  • ¿Qué desigualdades mantiene la gente en silencio en su comunidad, permitiendo que otros vayan como corderos a la muerte? ¿Cómo puede ayudar?

Salmo 22

El salmo 22 está escrito como un lamento. Sigue la fórmula de comenzar en voz alta, lamentándose ante Dios para luego volver al equilibrio. A medida que el salmo avanza, la parte más interna del salmista, que había cambiado como cera derretida y estaba fuera de lugar, regresó a una unión más estrecha con Dios. Piense en el nivel de confianza que el salmista sabía tener para quejarse tan directamente ante Dios. El auto-vaciamiento resultante termina en una renovada dedicación a vivir en Dios, un alma que vivirá para él.

En el relato de la Pasión de Mateo y Marcos, Jesús clama a Dios con este salmo. El lenguaje describe los signos tanto externos como internos de la crucifixión. La Biblia hebrea está llena de imágenes de animales utilizadas para representar fuerzas demoníacas. Judas ha hecho el trabajo de Satanás al traicionar a Jesús, pero no sin que Jesús permita que esto suceda. Como el salmista que trata con sus propios demonios, Jesús derrota a Satanás y a todas las fuerzas del mal que lo rodean como jaurías de perros mientras cuelga, aparentemente sin poder, en la cruz.

  • ¿En qué clase de oración se involucra usted? ¿Necesita una oración para renovar su vida? Nadie puede ir solo. Considere comenzar un grupo de oración en su iglesia si todavía no tiene uno.

Hebreos 10: 16-25

Dentro del pasaje a los hebreos hay una paráfrasis de Jeremías 31: 33-34, que predice la promesa de Dios de un pacto nuevo para escribir su ley en los corazones de los israelitas. Jesús es ese pacto nuevo; ubicado en el contexto de la pesadez del Viernes Santo, es fácil relacionarse con los primeros lectores de la Carta a los Hebreos. El autor estaba escribiendo a un grupo de cristianos cuyo primer sentimiento de convicción les estaba fallando. En lugar de intimidarlos, los alienta a mantener sus ojos en Jesús, el pionero y perfeccionador de la fe (Heb 12: 2). Había quedado atrás la emoción de la conversión, y ahora la verdadera carrera hacia la madurez cristiana recae sobre ellos. Les recuerda que ya tienen la confianza de entrar plenamente en la vida cristiana porque Jesús nos la ha proporcionado a través de su sacrificio. Todo lo que tienen que hacer es recordar que ya tienen la confianza prometida.

El pacto está escrito en nuestros corazones mediante la regeneración del bautismo: “Limpios nuestros corazones de mala conciencia y lavados nuestros cuerpos con agua pura”.  La promesa del pacto no es solo para nosotros como individuos; no es suficiente que nos enfoquemos solo en nuestra piedad personal. Además, debemos “provocarnos unos a otros a tener más amor y a obrar el bien”.  La ayuda va más allá de empujarnos gentilmente hacia un cristianismo tibio. Insiste en una experiencia totalmente encarnada del mensaje del evangelio.

  • Cuando oye la palabra “provocar”, ¿qué le viene a la mente? ¿Es una palabra incómoda? ¿Cómo puede provocar que su propia comunidad camine más cerca de Jesús?

Juan 18: 1-19: 42

¿Por qué Jesús está siempre en camino? Uno de los efectos de los viajes de Jesús y el mencionar los lugares es enraizar el evangelio en el suelo de la Tierra Santa. Sirve como un recordatorio de la promesa de Dios a su pueblo, una promesa que a través de Jesucristo se extendió a toda la humanidad, a cualquier parte del planeta. Jesús no es un filósofo griego que camine tranquilamente con sus estudiantes a través de edificios de mármol con columnas. Camina por la tierra, ensuciándose los dedos de los pies y con piedrecitas atascadas en sus sandalias, desde el comienzo hasta el final de su vida terrenal.

Judas puede fácilmente traicionar a Jesús a los soldados porque Jesús ha estado antes en este lugar. Jesús va a un lugar predecible para hacer avanzar la historia a propósito. Atrae al enemigo a un jardín en el que a menudo oraba, un lugar santificado por su ser. Aquí está, el segundo Adán, atrayendo y tentando al enemigo para arreglar lo que ocurrió en el primer jardín. Una vez que Jesús está atado, es entregado al sumo sacerdote y luego a Pilato. Como el cebo en el anzuelo, se le lleva por los lugares del poder terrenal, la corrupción y el control, hasta que finalmente, lleva su propia cruz al Gólgota para cumplir todo lo que fue profetizado y poner fin al poder de Satanás.

  • Jesús se mueve en todos nosotros. Incluso cuando no estamos sintonizados, trata de atraer nuestra atención. Evalúe dónde se encuentra usted en su camino y haga las paces con ello. ¿Es un nuevo cristiano que experimenta el apuro de la conversión? ¿O un cristiano más maduro preocupado por dónde se encuentra ahora Jesús para usted?​​​​​​​

Share This:

 
 
 
 
 
 
 

Contacto